Somos la mejor ayuda que puedes encontrar para crear tu sociedad colectiva.

 

Cuenta con nosotros, nuestro asesoramiento y nuestra gestión para que emprendas con este tipo de empresa lo antes posible. Verás que, a pesar de toda la jerga, es muy fácil.

CREA TU SOCIEDAD COLECTIVA

¿QUÉ ES UNA SOCIEDAD COLECTIVA? LAS DIFERENCIAS QUE MARCARÁN TU ÉXITO

 

De todas las formas societarias que existen quizás la sociedad colectiva sea la menos conocida. Pero no por ello es la menos utilizada o la menos útil. Si estás pensando montar una empresa, puede que este formato te interese.

 

Una sociedad colectiva es una forma de organización societaria donde todos los socios se comprometen a participar bajo una razón social.

Responderán de una manera subsidiaria, personal y solidaria en las deudas sociales, de acuerdo a las proporciones que se establezcan a través de los derechos y obligaciones.

 

Así, cada socio deberá responder con su propio patrimonio con las deudas que genere la sociedad colectiva en su parte correspondiente.

 

La sociedad colectiva tiene algunas características, además de las ya mencionadas, que debes tener en cuenta en el momento de considerarla para crear una empresa:

 

  • Todas las personas que aparezcan en la razón social de la empresa, aunque ya no sean socios, deben responder como si lo fueran.
  • Todos los socios responden a las deudas y obligaciones con igualdad de condiciones.
  • Debe haber un mínimo de dos socios para su creación, pero no existe un máximo.
  • No requiere de un capital social mínimo, sirviendo como fuente de garantía hacia los intereses de terceros.
  • La sociedad colectiva responde a las deudas con su propio patrimonio, aunque si este no es suficiente deban responder los socios.
  • Existen dos tipos de socios: el socio capitalista, que solo aporta bienes y capital; y el socio industrial, que aporta la fuerza de trabajo.
  • El código de comercio rige las sociedades colectivas.

Estas diferencias con otros tipos de sociedades pueden favorecer a ciertas actividades o formas de organización entre los socios; siempre que se cumplan con los requisitos para crear una sociedad colectiva.

La figura de los socios gestores realizará la labor de gestionar toda la sociedad colectiva. Ellos pueden tomar decisiones por voluntad propia sin necesidad de llegar a acuerdos con los otros socios gestores.

QUIERO MÁS INFORMACIÓN

COMO CONSTITUIR UNA SOCIEDAD COLECTIVA

¿CÓMO CREAR UNA SOCIEDAD COLECTIVA? O DEJA QUE NOSOTROS LO HAGAMOS POR TI

 

Deberás cumplir con los siguientes pasos para crear una sociedad colectiva. Puedes hacerlos tú mismo, siguiendo su cumplimiento uno a uno; o contar con el asesoramiento profesional para acelerar todos los trámites.

  1. Inscribir a la empresa y la razón social que tenga en el Registro Mercantil.
  2. Conseguir el NIF de la Agencia Tributaria. Aunque al principio será provisional, al final de todo el proceso de creación se conseguirá el definitivo.
  3. El contrato que se realice entre todos los socios fundadores debe ser hecho en escritura pública y llevarse al Registro Mercantil.
  4. En el contrato debe constar: nombre y domicilio de los socios, razón social, nombre y domicilio de los socios gestores, el capital aportado de cada socio, la duración de la sociedad y cualquier otro pacto que se quiera establecer.

Cabe destacar que también deberán cumplirse requisitos específicos por el sector empresarial al que se dedique la sociedad colectiva. Así como los requisitos territoriales, como licencias y certificados municipales.

Ahora ya sabes cómo crear una sociedad colectiva. Pero en caso de que no tengas claro si este tipo de forma societaria es la que necesita tu empresa, podemos escucharte y asesorarte para valorar tu idea.

Con nuestro acompañamiento lograrás saber si la sociedad colectiva es la mejor forma de gestión que necesitas, además de poder acelerar todos los trámites necesarios para su creación.

 

También nos encargaremos de la gestión de cualquier documentación posterior, permitiendo así que tú y los otros socios participantes os centréis en lo que más importa: vuestro trabajo.