¿QUÉ NECESITAS?

Inicio > Categorias > Creación Empresas > Qué es una Sociedad Limitada Profesional y cuándo interesa crearla

Qué es una Sociedad Limitada Profesional y cuándo interesa crearla

Hay veces que aquello de «cada uno en su casa y Dios en la de todos» es lo mejor. Pero hay situaciones en las que es al contrario: estamos condenados a entendernos, por la cuenta que nos trae.

Y esto es lo que pasa en algunos casos en los que varios profesionales se ponen de acuerdo para crear una sociedad profesional limitada.

Pero, con lo tranquilo que está uno sin que nadie le moleste, ¿por qué puede ser interesante crear una SLP? ¿Y qué es eso, para empezar? 🤔

Bueno, no te preocupes por nada, porque aquí está GesTron para explicarte todo lo que tienes que saber sobre este tipo de sociedad. ¡Empezamos!

¿Qué es una sociedad limitada profesional?

Una sociedad limitada profesional (SLP) está formada por profesionales que trabajan de forma conjunta, y para ello se constituyen como sociedad profesional, pero disfrutan de algunas de las ventajas de la sociedad de responsabilidad limitada.

Es decir, es una figura jurídica que tiene por objetivo el ejercicio conjunto de una actividad profesional, y en la que la responsabilidad se limita al capital aportado.

El artículo 1.2 de la Ley 2/2007, de 15 de marzo, de sociedades profesionales establece que las sociedades profesionales se pueden constituir con arreglo a cualquiera de las formas societarias previstas en las leyes. Por lo tanto, este precepto es la base legal por la que se puede constituir una sociedad profesional limitada, que sería algo así como transformar en sociedad limitada una sociedad profesional.

Fiscalidad de la sociedad limitada profesional

Como ya hemos visto, la sociedad limitada profesional es una sociedad profesional que ha adoptado la forma de sociedad limitada. Y como tal, su tributación será a través del Impuesto sobre Sociedades.

¿Cuándo conviene crear una sociedad limitada de tipo profesional?

Interesa formar una sociedad limitada profesional cuando un grupo de profesionales como abogados, médicos, ingenieros, dentistas, etc. quieren crear una empresa en común. ¿Por qué? Porque como hemos visto, en este caso tan solo responderán con el capital de la sociedad, y no con sus bienes personales, de las deudas que pueda llegar a generar el negocio.

Requisitos para crear una sociedad profesional limitada

Los requisitos o características necesarias de las sociedades profesionales limitadas son las siguientes:

  • Su único objeto puede ser el ejercicio en común de actividades profesionales.
  • Se pueden ejercer varias actividades profesionales, siempre y cuando no sean incompatibles por ley.
  • Al menos la mayor parte del capital y de los derechos de voto, o la mayor parte del patrimonio social y del número de socios en las sociedades no capitalistas, deberán pertenecer a los socios profesionales.
  • Tendrán que ser socios profesionales al menos la mitad más uno de los miembros de los órganos de administración, en su caso.
  • Los socios tienen que realizar una actividad que requiera titulación universitaria y deben estar inscritos en el colegio profesional que corresponda.

Ventajas e inconvenientes de crear una sociedad profesional limitada

Como pasa prácticamente con todo en la vida, formar una sociedad profesional limitada tiene una serie de pros y contras que conviene conocer. Vamos a empezar por las ventajas:

  • Responsabilidad limitada. En primer lugar, el hecho de tener un negocio sin que ello ponga en peligro los bienes personales siempre resulta mucho más tranquilizador.
  • Número ilimitado de socios. No existe límite alguno en el número de socios que pueden formar una sociedad profesional limitada. De hecho, puede fundar este tipo de sociedad un único socio, ya que la ley no pone límite a la cantidad de socios de una sociedad profesional limitada ni por arriba ni por abajo. Por eso, pueden formarla muchos socios o incluso se puede crear una sociedad profesional limitada unipersonal, y en este caso, se seguirá disfrutando de la responsabilidad limitada que supone esta figura societaria.
  • Reparto de gastos. Puede ser más sencillo que dos profesionales paguen el local que necesitan para trabajar los dos que uno pague uno para él solo, aunque sea más pequeño, por ejemplo.
  • Mejor imagen. De cara al público, un negocio en el que hay varios profesionales asociados suele dar una imagen más fuerte y sólida que cuando se trata de un único profesional. Aunque como acabamos de ver, una única persona puede fundar una sociedad profesional limitada. A lo que hay que añadir que un profesional con una reputación muy buena también puede dar una excelente imagen.
  • El capital social es el mismo que en una sociedad limitada convencional. Para constituir una sociedad limitada profesional hay que aportar el mismo capital social que para una sociedad limitada convencional: 3.000 euros.

Y ahora, vamos a por los inconvenientes:

  • Los socios tienen derecho de tanteo. Esto quiere decir que los demás socios tendrán preferencia a la hora de comprar si otros socios quieren vender su participación en la sociedad. Por lo cual, es difícil que entren socios nuevos en la sociedad profesional limitada.
  • Puede ser más complicado conseguir un préstamo. Para el banco, el hecho de que esta sociedad tenga responsabilidad limitada puede ser una falta de garantía de que se le devuelva el dinero en caso de problemas. Pero si se trata de una empresa con una situación financiera muy buena, quizás no sea tan difícil obtener el préstamo.

Cómo crear una sociedad profesional limitada

Fundar y poner en marcha una sociedad profesional limitada tiene su aquel. Voy a contarte cuáles son los pasos:

  1. Primero, tendrás que registrar en el registro Mercantil Central la nomenclatura de la empresa.
  2. Después tienes que crear los estatutos de la sociedad, ya que todas las sociedades tienen que tener los suyos.
  3. A continuación tendrás que depositar el capital social, que ya hemos visto que son 3.000 euros, en una cuenta bancaria de la que la empresa sea titular.
  4. El siguiente paso es hacer la escritura pública en notaría para constituir la sociedad profesional limitada.
  5. Una vez constituida la sociedad, llega el momento de liquidar el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados (ITPAJD).
  6. Ya liquidado el impuesto, tienes que pedir cita previa en Hacienda para darte de alta en el censo de empresarios, profesional y retenedores (a menos que ya lo estés) y también para el alta en los impuestos correspondientes.
  7. Debes volver al Registro Mercantil, pero esta vez el provincial.
  8. Tendrás que solicitar el NIF definitivo de la empresa.
  9. Y el último paso es darte de alta como autónomo en el RETA, salvo que ya lo estés de antes porque estuvieras trabajando por tu cuenta.

Como imaginarás, te he hecho un resumen de lo que supone crear una sociedad limitada profesional. Pero luego los trámites tienen lo suyo, como bien podrás imaginar 🤦‍♀️

Así que, como también intuirás, en AYUDA T PYMES estamos encantados de ahorrarte el jaleo y encargarnos nosotros. Sí, te va a costar dinero, pero cuando te contemos cuánto, no vas a dudar en que es una buena inversión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

SUSCRIPCIÓN

SUSCRÍBETE!

No deberías perderte nada de lo que cuente por aquí.