¿QUÉ NECESITAS?

Inicio > Categorias > Marketing > Ejemplos reales de Estrategias Corporativas

Ejemplos reales de Estrategias Corporativas

Toda empresa necesita una planificación para tener claro cuáles son los objetivos y el rumbo a seguir.  

Si eres autónomo o diriges una pyme debes tener muy claro la importancia que las estrategias corporativas tendrán en el crecimiento de tu empresa. No contar con una hará que tu misión emprendedora acabe fracasando y no queremos eso, ¿verdad?

No te alarmes, que todo tiene solución en esta vida (menos lo que tú… ya sabes). Si has llegado hasta aquí es porque te importa el futuro de tu negocio y quieres conocer las estrategias empresariales que han utilizado otros empresarios o autónomos como tú.

Atento a lo que voy a contarte en este post porque las estrategias corporativas no son solo para las grandes empresas con decenas de trabajadores. ¿Estás listo para conocerlas y ponerla en práctica en tu negocio? Vamos allá.

Qué son las estrategias corporativas

Comencemos desde el principio. Para conocer estrategias corporativas reales que han tenido éxito, primero tienes que saber qué son las estrategias corporativas.

Las estrategias corporativas son las que marcan el ámbito de actuación de la empresa, es decir, hasta dónde alcanza su actividad. Una vez definidas, permitirán enfocar todos los esfuerzos y acciones en el crecimiento y expansión de la marca en una determinada dirección.

Es de vital importancia para no perder el norte y tener claro hacia dónde se dirige la empresa y cuál es el objetivo a largo plazo.

Para que la planificación de cada estrategia corporativa sea exitosa deberás definir muy bien los siguientes conceptos:

  • Cuál es la misión u objetivo de tu empresa.
  • Cuál es el mercado en el que va a actuar la empresa.
  • A qué segmentos de la población se va a dirigir.
  • Cuáles son los valores de la empresa.
  • Cómo va a diversificar los productos o servicios para cubrir diferentes necesidades a sus clientes.

Una vez hayas definido estos aspectos, es muy probable que el devenir de la empresa sea más próspero que si no lo tuvieses. Bueno, más bien te diría que si no tienes una estrategia corporativa, la empresa está abocada al fracaso.

👨‍🏫 Es importante tener en cuenta los ciclos de vida de los productos, ya que estos influyen directamente en las estrategias corporativas.

Ejemplos de estrategias corporativas

Ahora que ya sabes en qué consisten las estrategias corporativas, voy a traerte varios ejemplos para que puedas coger ideas y crear la tuya propia.

Estrategia corporativa de crecimiento

Las estrategias corporativas de crecimiento son aquellas que tienen como objetivo aumentar las ventas, la cuota de mercado y los beneficios de la empresa. Para ello se emplearán diferentes estrategias como la internacionalización, diversificación, franquicias, alianzas, …

Como ejemplo de estrategia de crecimiento es la que ha llevado a cabo la empresa malagueña Primor. Estoy seguro de que conoces o has oído hablar de ella. Comenzó en los años 80 con una pequeña perfumería en Málaga y, con el paso de los años, ha ido ampliándose desde la provincia de Málaga hasta Madrid, abriendo tiendas por todo el territorio español.

En la actualidad, ha abierto su mercado internacionalmente con varias tiendas en Portugal.

Estrategia corporativa de estabilidad

Este tipo de estrategia se lleva a cabo cuando las empresas están en un punto deseado por el empresario. Se emplean sobre todo en épocas de crisis, ya que se asumen menos riesgos, siendo el objetivo principal mantener los beneficios que se han tenido hasta el momento.

No es lo ideal, ya que hacer crecer tu negocio es una de las principales motivaciones, pero en ocasiones, las previsiones de crecimiento son muy bajas para el riesgo que requiere.

Por ejemplo, este tipo de estrategia es la que siguió la marca de ordenadores Dell. Tuvo un crecimiento tan elevado que no pudo asumir la carga de trabajo que esto le supuso.

Para ello, esperó a acumular beneficios con la venta de los productos que tenía en el mercado en ese momento para así poder aumentar la plantilla. Durante ese tiempo, pararon la creación de nuevos modelos de ordenadores.

Estrategia corporativa de reducción

Cuando las cosas no van bien, es momento de parar y reagruparse de nuevo para poder seguir creciendo en el futuro. Es una estrategia poco deseada por las empresas, ya que solo se utilizan en épocas de pérdidas de beneficios, y a nadie le gusta estar en esta situación.

En este apartado te voy a poner un ejemplo que seguro va a sorprenderte. Tesla, la empresa liderada por uno de los hombres más ricos del mundo, Elon Musk, está aplicando esta estrategia en estos momentos. ¿El motivo? La previsión de decrecimiento en los próximos años.

Aunque Musk proclama que su empresa crecerá en los próximos años, la realidad es que en los últimos meses ha despedido a 200 trabajadores de su plantilla. El objetivo es reducir costes hasta poder crear un modelo de coche más económico que permita a su marca crecer en el futuro.

Estrategia corporativa de contracción

Para que un negocio sobreviva es vital reconocer la situación en la que se encuentra y actuar en consecuencia. La estrategia de contracción consiste en aumentar los beneficios eliminando aquellas líneas o áreas de negocio que no resultan rentables.

Un ejemplo de ello es la empresa Worten. Vendieron todas sus tiendas físicas a Media Markt porque no les resultaba rentable. Sin embargo, han mantenido su negocio online, el cual les genera mayor beneficio.

Este tipo de estrategia también la ha seguido la marca de móviles, y equipos electrónicos, Xiaomi en Sevilla. Contaban con una tienda situada en Nervión Plaza, una de las zonas más conocidas de la capital hispalense.

Sin embargo, no resultaba rentable, así que decidieron cerrarla dado que su servicio online es de buena calidad, llegando de igual manera a sus clientes en la ciudad.

Estrategia corporativa de combinación

Para que las empresas puedan crecer y mantener su posición en el mercado, es imprescindible utilizar diferentes estrategias corporativas.

Un buen ejemplo es Inditex, que en función de los beneficios abre o cierra tiendas en diferentes ciudades españolas. Ha cerrado tiendas en ciudades donde no son rentables, mientras que abren nuevas tiendas en ciudades donde sí lo son.

Hace unos meses, cerraron todas las tiendas que el grupo tenía en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) y en varias ciudades más. Al mismo tiempo, abrieron dos nuevas tiendas en Madrid (Zara y Stradivarius) con un total de 300 trabajadores. Esta nueva tienda de Zara es la más grande del mundo con 9.000 metros cuadrados de superficie. Así que, tan mal no le irá con esta estrategia, ¿no?

De este modo, han saneado uno de los problemas de la empresa y han seguido creciendo.

¿Necesitas ayuda con tu estrategia corporativa?  

Ahora que conoces los diferentes tipos de estrategias corporativas más empleados por las empresas españolas, es muy probable que te hayan surgido dudas al respecto. No te preocupes, es totalmente comprensible, bastante tienes con salir adelante día a día con tu negocio.

Si me permites un consejo, para aplicar estrategias corporativas lo mejor es acudir a profesionales que te guíen y puedan echarte una mano en lo que necesites.

Existen muchos gurús en Internet que te venden la moto con vídeos o libros sobre cómo implementar una estrategia corporativa eficaz en tu empresa. Pero seamos serios, ¿vas a confiarle el futuro de tu negocio a un vídeo de YouTube?

Mi recomendación es que acudas a mis compañeros de Ayuda T Pymes. Me quedo corto si te digo que son unos auténticos cracks del asesoramiento. Con su ayuda todo te resultará mucho más fácil. Para comprobarlo, solo tienes que hacer clic en el botón de aquí debajo 👇. ¿Listo para hacer crecer tu negocio?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

SUSCRIPCIÓN

SUSCRÍBETE!

No deberías perderte nada de lo que cuente por aquí.