¿QUÉ NECESITAS?

Inicio > Categorias > Laboral > ¿Cómo calcular las vacaciones de un trabajador?

¿Cómo calcular las vacaciones de un trabajador?

Sé que como empresario es importante tener claro cómo determinar correctamente los días de descanso que le corresponden a cada miembro de tu equipo.

Por eso, en este post, te voy a proporcionar una guía práctica y sencilla para que puedas calcular las vacaciones de tus empleados de manera precisa y cumpliendo con las normativas laborales vigentes.

Además, te voy a explicar cómo calcular las vacaciones en situaciones más complejas como en contratos por horas, a tiempo parcial o entre dos fechas predeterminadas para que lo tengas todo bajo control. Ahora sí, ¡vamos allá!

¿Cómo se calculan los días de vacaciones?

Para calcular las vacaciones de un trabajador es importante tener en cuenta que, por norma general, se le asignan 30 días naturales al año o 22 días hábiles, dependiendo de la práctica de la empresa.

Para determinar la cantidad de días correspondientes a un trabajador específico es necesario revisar su contrato de trabajo, donde se indicará esta información.

El cálculo de las vacaciones proporcionales es bastante sencillo en España. Basta con dividir el número total de días de vacaciones establecidos en el contrato o convenio colectivo entre los 12 meses del año. 

El resultado será la cantidad de días de vacaciones que corresponden por cada mes trabajado. Luego, se multiplica esta cifra por los meses restantes hasta el final del año.

Por ejemplo:

  • Si el trabajador tiene asignados 30 días de vacaciones naturales, le corresponden 2,5 días de vacaciones naturales por cada mes trabajado.
  • Si se le han otorgado 22 días de vacaciones (días laborables), le corresponden 1,8 días de vacaciones por cada mes trabajado.

¿Cómo calcular vacaciones proporcionales?

Imaginemos que un empleado se incorpora a la empresa el 1 de julio y estará hasta el 31 de diciembre.

En este caso, podrá disfrutar de 15 días de vacaciones naturales u 11 días laborables de vacaciones. Para realizar este cálculo, simplemente multiplicamos los días de vacaciones por mes trabajado por los meses que faltan hasta el final del año (en este caso, 6 meses). 

¿Cómo se calculan las vacaciones en contratos a tiempo parcial?

En el caso de un trabajador con un contrato a tiempo parcial, es importante tener en cuenta que tiene derecho al mismo número de días de vacaciones que un compañero que trabaja a jornada completa. 

Esto significa que podrá disfrutar de 30 días naturales de descanso o 22 días laborables, al igual que los trabajadores a tiempo completo.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que, a pesar de tener derecho al mismo número de días de vacaciones, el trabajador a tiempo parcial recibirá un salario proporcional a su jornada reducida. Es decir, recibirá su salario habitual, pero calculado en función de la media jornada trabajada.

¿Cómo calcular las vacaciones en un contrato por horas?

Es importante tener en cuenta que los empleados contratados por horas tienen derecho a disfrutar de los mismos días de vacaciones sin que se vea afectado su salario habitual.

Te pongo un ejemplo. Supón que tienes un cocinero que trabaja únicamente los sábados y domingos, es decir, un total de ocho días al mes. A pesar de tener una jornada reducida, este trabajador tiene derecho a disfrutar de su parte correspondiente de vacaciones.

Por ejemplo, si trabaja durante 6 meses, tendrá derecho a unas vacaciones correspondientes a medio mes de su trabajo. Para que resulte más claro, te lo pongo con un ejemplo:

Si el trabajador decide cogerse sus vacaciones en julio, no tendría que acudir al trabajo durante dos fines de semana (ya que trabajaría solo sábados y domingos). 

¿Cómo se redondean los días de vacaciones?

Esta es una de las dudas más comunes entre los empresarios y trabajadores. Pues bien, existen diferentes soluciones. Elegir una u otra dependerá del acuerdo al que se haya llegado en el convenio colectivo aplicable para el puesto de trabajo. 

Para que lo entiendas mejor, te voy a poner un ejemplo. Supongamos que a uno de tus trabajadores le pertenecen 2,3 días de vacaciones y tiene pensado cogerlos. En este caso, y en función del convenio aplicable, pueden existir 3 formas diferentes de abordarlo:

  • Redondeo hacia abajo: Optar por redondear hacia abajo la fracción de días. En este caso, el trabajador recibiría 2 días completos de vacaciones, y el 0,3 se perdería. 
  • Redondeo hacia arriba: Otra opción es redondear hacia arriba, lo que significa que el trabajador recibiría 3 días completos de vacaciones. En este caso, se le daría el beneficio adicional de un día completo para compensar la fracción.
  • Pago proporcional: En algunos casos, especialmente si la fracción es pequeña, se puede optar por pagar la fracción de días en lugar de darlos como vacaciones. Esto implica calcular el valor monetario correspondiente al 0,3 de un día y pagarlo al trabajador como una compensación económica adicional.

Es importante tener en cuenta que estas son solo algunas posibles formas de abordar la situación, y la práctica real puede variar según las políticas de la empresa y el convenio colectivo aplicable. 

En cualquier caso, es recomendable consultar con un asesor especializado para evitar posibles conflictos con los trabajadores y llegar a una solución que conforme a todas las partes. 

¿Pueden pagarse las vacaciones en vez de disfrutarlas?

En líneas generales no. Las vacaciones están para disfrutarlas. Por ello, el Estatuto de los Trabajadores prohíbe expresamente sustituir el disfrute de las vacaciones por una compensación económica.

Sin embargo, existen excepciones en las que se pueden abonar los días de vacaciones:

Finalización del contrato

Cuando el contrato laboral llega a su fin antes de que el empleado haya podido disfrutar de sus días de vacaciones, es necesario calcular las vacaciones para liquidar las pendientes

La empresa deberá determinar la compensación económica correspondiente en base a las jornadas no disfrutadas, teniendo en cuenta el salario del empleado y los meses trabajados hasta la fecha de finalización del contrato. Esta cantidad se incluirá dentro de lo que se conoce como «finiquito».

Contratos temporales inferiores a un año

En algunas ocasiones, los trabajadores con contratos temporales, como los de las Empresas de Trabajo Temporal (ETT), reciben anticipadamente el pago correspondiente a sus vacaciones en cada nómina debido a la naturaleza temporal e inestable de su empleo. 

Si posteriormente disfrutan de sus vacaciones, la única diferencia es que durante esos días no recibirán esa parte proporcional del sueldo.

Jubilación después de una incapacidad laboral

Cuando un trabajador se jubila inmediatamente después de haber estado incapacitado para trabajar y no haber podido disfrutar de sus días de vacaciones, tiene derecho a recibir una compensación económica por esos días no disfrutados.

En el resto de situaciones, no se podrán pagar las vacaciones y deberán ser disfrutadas.

En definitiva, todo dependerá del tipo de contrato y del convenio colectivo aplicable a tus trabajadores. Lo mejor en estos casos es contar con la ayuda de un asesor laboral que te guíe para evitar conflictos con tus trabajadores. 

¡No te la juegues porque tener a los trabajadores descontentos y quemados, no es la mejor solución!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRIPCIÓN

SUSCRÍBETE!

No deberías perderte nada de lo que cuente por aquí.