diferencias entre un gestor laboral y un asesor laboral

20 octubre 2020 > Formación

¿Qué diferencias hay entre un gestor laboral y un asesor laboral?

A la hora de elegir una especialización en el sector administrativo, algunas personas no conocen las diferencias entre gestor laboral y asesor laboral. Dos perfiles profesionales que comparten competencias y, a la vez, tienen funciones muy diferentes. Si estás pensando en dedicarte a ello, el máster asesoría laboral de Ayuda T Pymes es una gran oportunidad. Te recomiendo que le eches un vistazo 😉

La cuestión es que, en las asesorías, muchas veces se realizan tareas de gestoría y viceversa, por lo que estas dudas son bastantes frecuentes. Pero no te preocupes, aquí estoy yo para echarte un cable. Vamos allá.

Diferencias principales entre gestor laboral y asesor laboral

En cualquier empresa es indispensable contar con un experto en el ámbito del derecho laboral para evitar conflictos con los trabajadores y cumplir todas las obligaciones legales.

Un gestor laboral debe realizar todos los trámites necesarios sobre temas laborales desde su propio conocimiento de la legislación; mientras que un asesor laboral, como su nombre indica, deberá asesorar o aconsejar a la empresa en relación a los contratos y otras cuestiones que afectan a sus empleados.

En resumen, podríamos decir que la diferencia principal entre un gestor y un asesor laboral es que el primero lleva sus competencias a la práctica y el segundo solo ofrece su asesoramiento como especialista en la materia.

Similitudes entre gestor y asesor laboral

Como te comentaba al inicio de este post, las funciones del gestor laboral en la mayoría de ocasiones se fusionan con las del asesor laboral. Por eso hay muchas personas que consideran estos perfiles como iguales, aunque por definición no lo sean tanto.

Lo cierto es que la similitud más clara es que asesores y gestores deben tener una formación previa para aconsejar o llevar a cabo todas las tareas y trámites con certeza.

De hecho, en este sentido, ambos deben garantizar a la empresa que cumple con la normativa laboral en sus decisiones de contratación, bonificaciones, subvenciones, seguros sociales, etc. Y dentro de sus respectivas tareas, necesitan estar familiarizados con las siguientes áreas: Seguridad Social, área procesal, prevención de riesgos laborales y relaciones laborales.

¿Qué formación necesita un asesor laboral? ¿Es diferente a la de un gestor?

A estas alturas te estarás preguntando: ¿la formación que necesita un asesor laboral es la misma que la de un gestor laboral?

La respuesta es sí.

Los empresarios desconocen normalmente cuáles son sus obligaciones con la administración o qué gestiones hay que realizar, e incluso no tienen en cuenta las sanciones o problemas que pueden tener por una mala gestión de sus trámites.

Y aquí es donde entra un asesor o gestor laboral. Digamos, un experto en todas estas cuestiones que domina todos y cada uno de estos procedimientos administrativos y conoce a la perfección las herramientas más apropiadas de gestión.

En caso de que seas asesor y no necesites llevar a cabo los trámites como tal, si necesitarás conocerlos en detalle para, a partir de ahí, aconsejar al director sobre qué métodos o procedimientos son mejor o dar recomendaciones que puedan favorecer a la empresa.

Por tanto, para desempeñar esta profesión deberías tener una formación que te especialice en la gestión de todos estos aspectos del derecho laboral. 

Funciones de un gestor laboral

La labor de los gestores laborales está enfocada en realizar todos los procesos burocráticos que involucre a los trabajadores. Así que sus tareas pueden ser:

  • Desarrollar y organizar las contrataciones de empleados a cargo de la empresa.
  • Recibir y preparar las visitas de los inspectores de Trabajo y Seguridad Social.
  • Tramitar las subvenciones de la empresa y las ayudas a la contratación de personal.
  • Gestionar las jubilaciones y prejubilaciones de los trabajadores de la compañía.
  • Efectuar la tramitación de salarios, seguros sociales, bajas, despidos, etc.

Estas tareas pueden complementar las funciones del asesor laboral, como un extra a su servicio de asesoramiento, o pueden ser contratadas por separado.

¿Cuándo necesito a un asesor laboral?

Las empresas, ya sean grandes o pequeñas, siempre recurrirán en algún momento a un asesor laboral. Más todavía si su número de trabajadores es creciente o quieren mejorar su estructura empresarial.

Un asesor laboral acompaña a la empresa, resuelve sus dudas, optimiza la gestión de todos los empleados y previene riesgos laborales. Por eso su función es tan importante.

No solo hay que tener el papeleo al día, sino también tener un especialista que sea capaz de analizar las distintas situaciones y atender todas las necesidades que se vayan presentando. Y en eso, el asesor laboral es el único que puede aconsejar a las empresas para mejorar sus beneficios y reducir costes de la plantilla, ofreciéndoles nuevas y mejores oportunidades.

Si quieres ampliar esta información, te recomiendo que te pases por este otro post de funciones asesor laboral. Así tendrás mucho más claro la formación y las competencias de su perfil.

La importancia de los asesores y gestores laborales

Después de toda la información de este artículo, seguramente, ya te habrás hecho una idea de la importancia que tiene un asesor o gestor laboral para cualquier empresa.

Hoy en día, ya son muchas empresas las que incorporan este tipo de perfiles profesionales en su equipo con el objetivo de tomar las decisiones correctas y cumplir sus obligaciones legales.

Ambos perfiles aportan seguridad en el desarrollo de la actividad económica de la empresa, pero, además, pueden ser grandes aliados para el crecimiento de la misma.

En el ámbito de la Seguridad Social, área procesal, relaciones laborales o prevención de riesgos, la empresa que ya cuenta un asesor o gestor laboral tendrá garantizada la tranquilidad de estar haciendo las cosas bien.

Y con el asesoramiento, ya no solo cumplen la normativa, sino que minimizan los riesgos y se adelantan a posibles situaciones conflictivas, poniéndoles solución lo antes posible.

En conclusión, a pesar de las diferencias entre asesor laboral y gestor laboral, sus competencias y funciones son y serán imprescindibles para las todas empresas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.