Berto Pena

8 junio 2018 > Entrevistas

Entrevista a Berto Pena de ThinkWasabi

Hoy tenemos por el blog a una de las personas que más tiempo de puede ahorrar en tu día a día como autónomo o administrador de una pyme. Su nombre es Berto Pena, es el autor del blog ThinkWasabi y su trabajo consiste en mejorar la productividad personal de todo tipo de profesionales.

Si quieres robarle horas al reloj, dejar de decir que tu jornada laboral como autónomo es de 18 horas al día y saber ordenar tu día a día, empieza a leer que la entrevista no tiene desperdicio alguno 😉

¡Hola Berto! ¿Qué puedes contarme sobre ti? Quién eres, de dónde vienes y a qué te dedicas actualmente.

Soy Berto Pena, formador, conferenciante y escritor de Productividad Personal. Durante toda mi carrera he estado centrado en proyectos de contenidos y marketing, pero desde el 2008 me dedico a la formación de Productividad y Gestión Personal. Comparto mi experiencia y aprendizaje para ayudar a otros profesionales y empresas a trabajar un poco mejor.

¿Qué te llevó a interesarte por el mundo de la productividad y a crear ThinkWasabi?

Mi instinto de supervivencia. Durante muchos años yo trabajé mal o muy mal. Básicamente por desconocimiento: nadie me había enseñado a trabajar (ni yo tampoco me había molestado en aprender). El resultado fue desolador: trabajar a la carrera, siempre pendiente de urgencias, con jornadas maratonianas y con hábitos improductivos que me condenaban a mí y a mis equipos.

Harto de esa situación, me topé con la Productividad Personal por pura casualidad. Empecé a poner en marcha hábitos y fórmulas, y comencé a mejorar. Mucho. Y el cambio fue tan profundo y bonito que me dije: «esto se lo tengo que contar a la gente». Y eso hice. ThinkWasabi, que entonces era un blog centrado en tecnología y Mac, comenzó a variar de temática hacia lo que es ahora. Eso fue en 2008.

¿Crees que en España es un país más o menos productivo con respecto a otros?

Yo he trabajado en tres continentes y he encontrado personas improductivas en todos lados. Lo que creo es que tenemos una serie de hábitos y costumbres que en algunos casos nos condenan. Individual y colectivamente.

El tema de los horarios en las empresas es demencial. Pocas son las que lo ven y lo cambian. Hay más cosas: puntualidad, exceso de relajación, trabajar interrumpiendo constantemente, reuniones caóticas… Todo esto, no obstante, lo he visto también en otros países.

¿Cuál es el mayor enemigo de la productividad para un autónomo? ¿Y para una empresa?

No es fácil señalar en una sola dirección. Pero yo diría esto: no saber lo que quieres. Hoy en día asistimos a una saturación de todo: de actividad, de reuniones, de compromisos, de páginas web y redes sociales, de suscripciones, de aplicaciones, de información (la conocida como “infoxicación”)… Parece que lo que más es mejor.

Esa saturación nos lleva a una desorientación, a perder perspectiva, a hacer cosas que no aportan, a distraernos demasiado, a desgastarnos energía y atención en rincones equivocados… Cuando eso lo hace una persona no llama mucho la atención. Cuando lo hace un equipo todos los días del año durante diez o quince, el problema es monumental.

Mucha gente no encuentra resultados porque no sabe lo que quiere y tampoco sabe a dónde va.

¿Por qué es tan negativa la multitarea y sin embargo se aprecia en la sociedad como algo positivo?

La multitarea en tareas menores o mecánicas es fabulosa. Yo, por ejemplo, puedo planchar una camisa y escuchar un audiolibro. Ahora bien, cuando hablamos de tareas de cierta complejidad que requieren ideas e intensidad, entonces es destructiva. Impide que “conectes” con lo que haces, te obliga a desviar tu atención de manera constante, corta o interrumpe el flujo de ideas, te agobia y te hace caer en la precipitación, se te escapan detalles, pones menos calidad en lo que haces, etc.

Transmite la falsa sensación de eficiencia: «¡mira! Soy capaz de hacer dos cosas a la vez». En la nueva forma de trabajar (inteligente) se busca el: una cosa a la vez, y céntrate en ello hasta  terminarlo.

Multitarea

¿Qué hace que estemos obsesionados con el correo electrónico? ¿Hay alguna manera de “desengancharse”? ́

No sé otras personas, pero la manera en la que yo me he desenganchado fue entendiéndolo de una vez. Creo que es una de las raíces del problema: hemos confundido una herramienta con el corazón del trabajo. Cuando un profesional o directivo tiene como una de las tareas principales del día vaciar su Bandeja de Entrada, creo que hay un problema. Gordo.

Yo apuntaría tres pautas:

  1. Evitarlo como primera tarea del día.
  2. Fijar una serie de momentos al día para despacharlo (4-5 al día).
  3. Cerrarlo y dejarlo en paz para centrarte en otras cosas.

¿Crees que delegar es vital a la hora de trabajar como autónomo? Háblanos un poco sobre la ley de Pareto y cómo la aplicarías a la vida de un autónomo.

Muchas veces el problema que tenemos los autónomos es que tenemos que hacer todo, a todas horas, y de cualquier manera. Así que no siempre se puede delegar. Yo diría esto: tienes que hacer y hacer muy bien el corazón de tu trabajo.

Cierto que al cabo del día debes hacer cincuenta cosas, pero no todas son iguales. Cuando tienes identificadas las 4-5 cosas claves de tu trabajo (y de tu día, tu semana…), es más fácil invertir inteligentemente tu esfuerzo, tu energía, tu atención, tu tiempo.

Yo hay cosas que he delegado. Pero el corazón de mi trabajo tengo que hacerlo yo.

GTD, Pomodoro, Don’t Break the Chain, The Action Method, … ¿qué sistema recomiendas y por qué?

Ninguno. En serio. Todos aportan cosas buenas pero no creo que haya un método para todo el mundo. Con el paso del tiempo yo me he dado cuenta que todo en Productividad y Gestión Personal se basa en hábitos: en cómo haces las cosas; también en lo que no haces.

Muchas veces nos acercamos a estos métodos buscando la píldora milagrosa. No existe. No pretendas adelgazar si no cambias tus hábitos de vida. Esto es igual.

Por último, ¿qué consejos y pequeños trucos le darías a alguien que quiere comenzar a tomarse en serio la productividad persona y dónde debe de ir cualquiera que quiera saber más sobre productividad personal?

Yo empezaría por esto: olvídate de instalar ninguna aplicación, céntrate primero en tus hábitos y rutinas de trabajo. ¿Qué es lo que va peor o en qué rincón ves que necesitas más ayuda? Puede ser Email, planificación, atención, procrastinación, urgencias…

Hoy en día hay montones de blogs de Productividad Personal que son una enorme fuente de conocimiento. Puedes empezar a probar las fórmulas y hábitos que personas como yo compartimos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.