responsive

10 consejos para mejorar la ‘experiencia de usuario’ en nuestra web

Este es un artículo invitado de Jose M. Partida, experto en programación y bloguero.

La experiencia de usuario es el conjunto de factores y elementos relativos a la interacción del usuario con respecto a una web, producto aplicación. El resultado de la misma es la generación de una percepción positiva o negativa de nuestro servicio o producto.

Cada día hay más páginas webs en la red y esta es una buena baza para diferenciar a la nuestra del resto. La usabilidad no se centra solo en las acciones del usuario sino que engloba muchos más aspectos. A continuación te mostraré 10 consejos para mejorar la experiencia de usuario en nuestra web.

Por cierto si además necesitas herramientas gratuitas para la gestión de tu negocio, en Ayuda-T Pymes, mi asesoría de confianza, sólo por ser clientes podrás utilizarlas sin límites de tiempo.

1 Un buen diseño transmite confianza

No es necesario un diseño muy llamativo, Google, una de las páginas más visitadas del mundo tiene a su vez uno de los diseños más simples y usables. De esta forma hacen que el usuario no necesite una explicación previa de uso ya que es totalmente intuitiva.

2 En cuanto al número de clics, menos es más

Es importante que el usuario consiga encontrar lo que buscaba en el menor número de clics posibles. Necesitar muchos clics hace que la navegación sea pesada y confusa provocando así que el usuario decida marcharse.

3 Diseño responsive (adaptativo)

Continuamente salen a la luz nuevos dispositivos mediante los cuales acceder a internet como por ejemplo relojes, televisiones, coches y muchos más. Esto provoca que nuestro contenido se visualice a través de muchos tipos de pantallas distintos. Nuestro deber es adaptarlo al máximo de pantallas posibles y hacer que la navegación sea amena tanto en una pantalla de 80 pulgadas de un televisor como en una de 2 pulgadas de un reloj.

4 Priorización de contenidos

Otra buena práctica es hacer que el usuario no necesite hacer scroll para encontrar el contenido que busca. Esto provoca que el usuario vuelva a visitarla cuando necesite otra información relacionada a la que encontró.

5 Estructura del contenido y menú de navegación

La estructura del contenido de nuestra web tiene que ser clara para que sea posible identificar las partes de la misma y dónde se encuentra el contenido principal.

Una buena práctica con respecto al menú de nuestra web es usar apartados simples, concisos y ordenados. Estos han de estar ordenados en orden de prioridad para que el usuario encuentre antes lo que buscaba.

6 Evitar formularios extensos y datos duplicados

Si nos resulta esencial pedir mucha información al usuario una buena opción es dividir el formulario en partes, por ejemplo: Datos de contacto, Datos personales, Datos de facturación, etc. Además es importante no obligar al usuario a introducir los datos que no sean relevantes para la operación que se vaya a realizar ni solicitarle dos veces el mismo dato.

7 Orientar el texto a la izquierda es más usable

El texto orientado hacia la izquierda facilita la lectura ya que es más sencillo diferenciar las líneas del mismo. En cambio el texto justificado es más estético. ¿Cuál es nuestra prioridad a la hora de mostrar el contenido de nuestra web?

8 Propiedades de texto

Para hacer la lectura del contenido más amena es importante incluir propiedades como por ejemplo usar negrita y cursiva para destacar partes del texto. Del mismo modo es aconsejable el uso de anotaciones y enlaces para dar al usuario una información extra.

9 Uso de breadcrumbs

Los breadcrumbs (traducido del inglés: migas de pan) son bloques de enlaces en los que le damos al usuario una referencia de dónde está, de dónde viene y dónde puede ir. Un claro ejemplo de esto es:

Inicio > Artículos > Usabilidad > Nombre del artículo (Ej. 10 consejos para mejorar la ‘experiencia de usuario’ de nuestra web)

10 Velocidad de carga

Es importante no sobrecargar de contenido ni plugins nuestra web. Esto produce un mayor tiempo de carga que puede provocar que el usuario pierda el interés y abandone la web. Del mismo modo hay que evitar que la publicidad de nuestra web (en caso de que la tengamos) sea demasiado intrusiva ya que también provocará el efecto anterior.

Conclusión

Con estos simples gestos podremos mejorar la experiencia de las personas que acceden a nuestra web. Un usuario feliz provoca que vuelva a visitar nuestra página y que la comparta, en cambio un usuario descontento no vuelve.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.